Impulsan un paquete de medidas contra el “Bullying” en las escuelas bonaerenses

El presidente del bloque de diputados bonaerenses de la Coalición Cívica, Walter Martello, presentó en la Cámara Baja provincial una serie de proyectos para intentar evitar casos de violencia escolar como así también erradicar de los establecimientos educativos distintos casos de persecuciones entre los alumnos, tanto físicos como psicológicos.

Las iniciativas, dos de ley y dos de declaración, giran en torno a la violencia escolar, también conocida como “Bullying”. Estas iniciativas emergen en un contexto de crecientes hechos que involucran a menores en edad escolar con situaciones de acoso, agresión o lamentables tragedias.

Según explicó el legislador, una de sus propuestas avanza en la realización de una Encuesta Anual sobre Violencia Escolar en los establecimientos educativos públicos y privados de la Provincia.

“Por medio del relevamiento buscamos conocer el nivel de incidencia de la violencia escolar para elaborar un mapa que permita planificar políticas que modifiquen las conductas agresivas entre los alumnos”, reconoció Martello.

Las iniciativas destacan que el término “Bullying” puede definirse como “una conducta de persecución física y/o psicológica que realiza un alumno contra otro. Esta acción negativa e intencionada, provoca en la víctima efectos claramente dañinos, como descenso de la autoestima, estados de ansiedad e incluso cuadros depresivos, que dificultan su integración y el desarrollo normal de su aprendizaje”.

A su vez, éstas adoptan la noción de “Ciberbullying” ya que “el tipo de acoso más frecuente es el que se da cuando la víctima es filmada durante la agresión física o la burla para luego subir esa filmación a Internet, especialmente a las redes sociales”.

Por otra parte, otro de los proyectos apunta a configurar un marco normativo para la creación de un Estatuto Escolar de Convivencia en el ámbito educativo.

“El fin de esta medida es hacer efectivo el derecho de los alumnos a estudiar en un ambiente tolerante y de respeto mutuo. Igualmente, este reglamento interno deberá contar con un Plan de Convivencia Escolar en el cual se plasmen las conductas constitutivas de los agravios, los tipos de faltas que pueden cometerse, y las sanciones correspondientes”, explicó el diputado.

En sus fundamentos, los proyectos advierten que uno de los problemas que tenemos ante este fenómeno social es la dificultad para detectar su existencia, “muy a menudo, pasa desapercibido o es mal interpretado por los adultos”. Y aluden a que “las conductas que infligen a otras personas pueden ser de naturaleza física o psíquica; y suelen estar dirigidas hacia aquellos niños o adolescentes de apariencia física o perfil cognitivo diferente, cuadro siempre agravado por su condición social y racial”.

En esta sintonía, el titular de la CC consideró pertinente la incorporación de un psicólogo permanente en los establecimientos de Educación Básica y Media. “Comprendemos que el acompañamiento y contención que brindan éstos especialistas resultan imprescindibles para detectar situaciones de violencia y actuar a tiempo. Por esta razón, la incorporación de psicólogos en el ámbito escolar es necesaria para generar una intervención positiva frente al incremento de los casos de maltrato en las aulas”, dijo.

“De igual modo, creemos oportuno que el gobierno bonaerense elabore un programa de formación y sensibilización para estudiantes, profesores y padres con la finalidad de establecer una “cultura de maltrato cero”, tendiente a desmotivar los sucesos arbitrarios”, manifestó Martello.

“Las propuestas presentadas plantean acciones concretas en pos de aumentar la conciencia pública acerca del hostigamiento en las aulas. Las mismas, hacen hincapié en la prevención y en abrir instancias de diálogo y debate sobre lo que significa intimidar, la violencia y los abusos y, por supuesto, sus consecuencias. No podemos esperar a vivir un episodio de “Bullying” para que los padres, maestros, la sociedad y el estado se involucren con el tema”, sostuvo por último el diputado.