Casi el 40 por ciento de los donantes de sangre tienen entre 18 y 30 años.

Casi el 40 por ciento de los donantes de sangre en la provincia de Buenos Aires son jóvenes de entre 18 a 30 años, en tanto que los hombres donan más que las mujeres.

Según un informe del Instituto de Hemoterapia del Ministerio de Salud bonaerense difundido hoy, en 2011 se recolectaron 150 mil litros de sangre y el 33 por ciento de esa cifra fue donada voluntariamente.

“Nuestro desafío es cambiar un hábito cultural arraigado en la sociedad. Las campañas para donar sangre siempre se basaron en un pedido específico, individual. Y nosotros apostamos a la conciencia colectiva, a la donación de sangre solidaria en cualquier momento, cuando uno se encuentra sano y puede hacerlo”, sostuvo el ministro de Salud provincial, Alejandro Collia.

El funcionario, quien hizo estas declaraciones en el marco del Día del Donante de Sangre, que se celebrará mañana en todo el mundo, remarcó que se está “aumentando la cantidad de donantes voluntarios”.

El informe reveló que “los más de 150 mil litros de sangre donados en 2011 corresponden a 313 mil bonaerenses mayores de 18 años”.

La directora del Instituto Provincial de Hemoterapia, Nora Etchenique, explicó: “Todavía tenemos muchos donantes que se acercan a donar para un paciente determinado, pero estamos aumentando el número de voluntarios, sobre todo jóvenes, que expresan básicamente principios de solidaridad”.

Hubo avances importantes, ya que en 2007 las donaciones voluntarias significaban un 27 por ciento del total y hoy crecieron seis puntos porcentuales.

La mayor cantidad de donantes de sangre son jóvenes, y el grupo que va desde los 18 a los 30 años representa el 37,5 por ciento de las donaciones.

Sigue el grupo de 30 a 40 con el 29,4 por ciento; después los comprendidos entre los 40 y 50 con el 19,1 por ciento, mientras que el resto se divide en cifras más bajas entre los 50 y los 65 años.

En el caso de los hombres, el donante de sangre promedio es de 37 años y en 2007 el promedio estaba en los 42 años.

Los hombres representan más del 60 por ciento del total de donantes y el sector femenino llega casi al 40.

“Estas cifras demuestran cómo va creciendo el compromiso del donante mientras baja la edad promedio. Nosotros creemos que la concientización viene de la mano de los jóvenes”, aseveró Etchenique.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) adoptó como lema para mañana la frase “Cada donante de sangre es un héroe”, con el objetivo de fomentar la donación voluntaria no remunerada en todo el mundo.

Actualmente tan sólo 62 países cuentan con un suministro de sangre proveniente en un cien por ciento de los donantes voluntarios.