Hogar del Niño “Juan XXIII”: Recordaron a Graciela Claude dando su nombre a una salita.

En el Hogar del Niño “JUAN XXIII”, a lo largo de los cuarenta y tres años de vida desde su fundación, han sido muchas las personas que recibieron y reciben la contención necesaria, gracias al trabajo y el don de muchas personas que han brindado y brindan amor en su singular significado.

Así como ayer y hoy muchos de los niños continúan encontrando en este hogar el calor de familia donde crecer y mirar la vida desde otro lugar, también a lo largo de esta vida institucional son muchas las personas que dejaron su huella imborrable en el corazón de sus compañeros de trabajo y de tantos niños.

Ayer por la tarde, sus compañeras quisieron recordar y rendirle un sentido homenaje a Graciela Claude, quien hace poco tiempo dejó la vida terrenal para vivir en el recuerdo permanente de muchos. En razón de ello bautizaron con su nombre a la salita donde trabajó durante años como maestra.

Compañeras de trabajo, compañeras del Colegio San José que este año están cumpliendo 40 años de su promoción y niños que disfrutaron de su calidez como maestra, todos estuvieron presentes en este homenaje.

Graciela, según la recordaron, fue docente, amiga, sumamente responsable, dedicada, dulce y cariñosa para todos los niños y compañeras que tuvieron la dicha de tratarla, de una bondad infinita, ¡así era Graciela! expresaron emocionadas y por ello este homenaje se hizo en el marco de las celebraciones del Día del Niño, porque ella fue alegría en la institución.

 

 

Compañeras y amigos rememorado a Graciela.

La placa colocada in memoriam.


Graciela Claude.