Se llevó a cabo una nueva reunión entre el gobierno y los gremios docentes bonaerenses.

El  gobierno bonaerense y los  representantes de los sindicatos docentes realizaron el  viernes 12 de enero una nueva reunión  donde el conflicto derivado por el cierre de la Unidad Ejecutora Provincial (UEP) fue el eje del debate.

La reunión paritaria tuvo lugar en la sede del Ministerio de Trabajo de 56 entre 17 y 18, en el marco de la Subcomisión de Infraestructura, de la que participaron los principales gremios docentes (Suteba, FEB, Udocba, Sadop y Amet) y autoridades del área de Infraestructura de la Dirección General de Educación y Cultura provincial.

En la reunión resaltaron dos temas centrales: el reparto del Fondo Escolar, que este año cambió de modalidad, y la situación de la UEP, cuya disolución generó el despido de 116 trabajadores, a quienes no se les renovaron el contrato.

Sobre este último punto, los gremios docentes advirtieron que sin la UEP “se pone en riesgo el inicio de clases”. Sin embargo, desde el Gobierno aseguraron que las funciones del organismo ahora las cumple la Dirección de Infraestructura Escolar, y garantizaron la continuidad de los trabajos.

En tanto, el Gobierno explicó a los gremios el alcance del reparto del Fondo Educativo, que a partir de este año funciona de una forma diferente, puesto que los municipios deberán destinar el 50% (40% en el caso de los del interior) del dinero a obras provinciales.

Fue el tercer encuentro entre representantes del Gobierno y los gremios. Es que ya se habían juntado el 4 de enero en el marco de la mesa técnica de condiciones laborales. El año pasado las partes ya habían tenido un primer encuentro de comisión salarial. No obstante, aún no hay fecha para volver a hablar del aumento salarial para este año.